Resultado histórico para SC Hornachuelos en Zorzalejo

La segunda jornada del puente, martes ocho de diciembre, tocaba una de las guindas del programa de la Sociedad de Cazadores de Hornachuelos de cada temporada. Tras el buen sabor de boca del día anterior en Torilejos la expectación era máxima.

Para agilizar la salida de las armadas en una mancha abierta y muy complicada por su extensión, más de 1.500 hectáreas, el sorteo se realizó el domingo por la noche en el Restaurante El Álamo. Los cierres fueron citados al desayuno a las 8 en la casa de Villares para comenzar a salir y cerrar la mancha, tras las oportunas instrucciones, a partir de las 8.30.

Desde la colocación de los primeros cierres, antes de las 10 de la mañana, como Loma del Caballo, Colmenar Redondo, Linde Adelfilla o Lagunillas el tiroteo fue muy intenso, lo que hacía presagiar que la mancha se encontraba cargada de reses.

Y así continuó a partir de la suelta y hasta el final de la montería, en el que ladras y detonaciones no dejaron de escucharse de forma incesante. Hubo puestos de 7 reses de tiro, y bastantes de 5 y de 4, pero lo más importante es que la caza se repartió por toda la mancha y apenas quedaron puestos sin tirar, destacando no obstante traviesas tradicionales como Oasis, Ponza o Matallana.

.

Los carros de reses cargados a tope estuvieron llegando hasta entrada la noche para completar un plantel definitivo de 101 venados, 30 jabalíes y 5 gamos, entre 70 posturas, prácticamente dos reses de tiro por puesto, que generó una satisfacción general que era notoria en el ambiente.